MOTO GP

Un Marc Márquez estratosférico gana el GP de Japón y es Campeón

marc-marquez-campeon-2016

El piloto español conquista su quinta corona mundialista, la tercera en la categoría reina, con una carrera perfecta en el circuito de Motegi.

Ni un error, así ha sido la carrera que ha realizado Marc Márquez (Repsol Honda Team) en el circuito de Motegi y que le ha llevado a proclamarse Campeón del Mundo de MotoGP por tercera vez en su carrera deportiva; y en casa de Honda, ya que el circuito nipón es propiedad de la marca del ala dorada. Marc amplía así su palmarés (y su leyenda), sumando otro título mundial a los otros cuatro (aparte de los de MotoGP, tiene uno de 125c.c y otro de 250c.c) que ya estaban en su poder.

-Publicidad-

Antes de la carrera de hoy, muy pocos tenía fe en que Marc Márquez se fuera a proclamar campeón del mundo en Motegi, ya que el piloto español tenía la primera oportunidad de proclamarse campeón del mundo de MotoGP por tercera vez y sumar así su quinta corona mundialista, pero necesitaba una combinación rocambolesca que implicaba a los dos pilotos del Movistar Yamaha MotoGP y máximos rivales de Marc; que Valentino Rossi consiguiera solo un punto y que Jorge Lorenzo quedara fuera del podio.

Con Valentino Rossi saliendo desde la primera posición de la parrilla y Marc Márquez a su lado todo podía pasar, y esa era la premisa con la que se partía a principio de la carrera. Una carrera en la que Lorenzo tomaba el mando seguido de Márquez y Rossi. En las primeras vueltas, Valentino intentaba pasar a Marc en un par de ocasiones, pero el español siempre le devolvía la jugada, lo que le permitió a Jorge Lorenzo disfrutar de una pequeña ventaja sobre sus rivales. Un espejismo, ya que enseguida tanto el de Cervera como el de Tavullia comenzaron a rodar más rápido que Lorenzo. De hecho, en la tercera vuelta Marc ya era líder y marchaba cuatro décimas por vuelta más rápido que sus perseguidores.

Pero Rossi se deshizo de Lorenzo y se lanzó a la caza de Márquez. Esta era la primera oportunidad de este último de proclamarse campeón, aunque también la más remota, y se intuía que el de Yamaha tampoco iba a ponérselo nada fácil. Sin embargo, un error en la curva 10, cuando intentaba recortar ventaja con el líder, acabó con Valentino en el suelo y acercó un poco más el sueño de Marc de proclamarse campeón por quinta vez, aunque para ello necesitaba que Lorenzo finalizara fuera del podium y que Andrea Dovizioso y Aleix Espargaró, que marchaban tercero y cuarto, dieran caza la balear.

Sin embargo, a pocas vueltas del final, Jorge Lorenzo se iba al suelo y abandonaba la carrera, dejando únicamente en manos de Marc Márquez la posibilidad de proclamarse o no campeón en Japón. Y el de Cervera no ha fallado.

En el podium le han acompañado Andrea Dovizioso y su Ducati (Hector Barberá, que pilotaba este fin de semana la otra Ducati oficial, cayó al suelo y finalizó 17º) y un orgulloso Maverick Viñales, que en un gran premio muy especial también para Suzuki ha conseguido subir a la fábrica nipona al podium. Aleix Espargaró a finalizado quinto, seguido de Cal Crutchlow, Pol Espargaró, Álvaro Bautista, Danilo Petrucci, Scott Redding y Stefan Bradl, que han completado el top ten el día en el que Marc Márquez ha vuelto a hacer historia.

Zarco, más cerca del título de Moto2

Victoria aplastante para en Motegi para el suizo Thomas Lüthi (Garage Plus Interwetten), que ha dominado de principio a fin la carrera de Mot2 y ha aguantado el empuje del máximo aspirante al título, el francés Johann Zarco (Ajo Motorsport), en las últimas vueltas. Al final, Zarco ha quedado segundo, ampliando considerablemente su ventaja en la general.

Y es que, si antes el GP de Japón decíamos que comenzaba un nuevo mundial en Moto2 con el actual líder, Zarco, y Alex Rins (Páginas Amarillas HP 40) como protagonistas, ya que ambos llegaban a la cita nipona con un punto de diferencia y 100 en juego, podemos afirmar ahora que el francés está más cerca del título que en toda la temporad. Y es que el piloto español, que estaba tocado después de una caída sufrida el pasado viernes en los entrenamientos libres, se cayó en los primeros compases de la carrera y finalizaba 20º. Y Sam Lowes (Federal Oil Gresini Moto2), el tercero en discordia en la disputa por el título, también se iba al suelo en las primeras vueltas, dejándole el terreno libre al líder del mundial.

Así, la carrera de Moto2 comenzaba con emoción, con Thomas Lüthi en cabeza, seguido de Franco Morbidelli (Estrella Galicia 0,0 Marc VDS), Takaaki Nakagami (IDEMITSU Honda Team Asia) y Zarco. El francés parecía tener claro que su objetivo principal no era ganar, sino terminar lo más delante posible. Así, calculadora en mano, hemos visto a un Zarco muy conservador en las primeras vueltas, aunque al final se deshacía de sus rivales y se lanzaba a la caza del líder sabiendo que un segundo puesto, sumado a la posición de su máximo rival, le permitía ampliar de forma considerable su ventaja. El tercer cajón lo ha ocupado Morbidelli, después de una bonita lucha con el japonés Nakagami, que se quedaba fuera del podio en su propia casa.

A pesar de todo, Zarco no puede confiarse, ya que solo cuenta son 21 puntos de ventaja sobre Rins a falta de tres carreras. En la próxima cita, en Australia en una semana, veremos si el piloto español llega recuperado y puede luchar por volver a acercarse al líder en la clasificación general.

Y, por fin, llegó el momento de Bastianini (Moto3)

Dominio absoluto y aplastante en la carrera de Moto3 de Brad Binder (Red Bull KTM Ajo), que ha demostrado una vez más el motivo por el que ha sido campeón esta temporada, aunque al final haya sido Enea Bastianini (Gresini Racing Moto3) el ganador en el circuito de Motegi. Y es que la carrera prometía, ya que los ritmos en parrilla habían estado muy igualados y, con Binder ya coronado, la emoción residía en ver correr  los pilotos de la categoría pequeña sin presión y ver de qué eran capaces.

La carrera comenzaba con una caída triple en la que se veía envuelto Jorge Navarro (Estrella Galicia 0,0) en la segunda curva por culpa de un toque con otro piloto, lo que dejaba al aspirante a subcampeón fuera de la lucha. Con Andrea Migno (Sky Racing Team VR46) como líder, seguido de Binder, Bastianini, Pecco Bagnaia (Pull&Bear Aspar Mahindra Team), Hiroki Ono (Honda Team Asia) y Nicolò Bulega (Sky Racing Team VR46) comenzaba la primera vuelta. Pero el italiano, que salía desde la pole, rápidamente perdió su posición a favor de Binder, que se hacía con el control de la carrera y la ha dominado de principio a fin, situando el ritmo por vuelta en 1:57.7/1:57.8.

A pocas vueltas del final, con Bagnaia algo descolgado (y pasado por Oettl y Di Giannantonio) y mientras Binder se escapaba en primera posición, Bastianini, Migno, Ono y Bulega comenzaban una lucha por los cajones de honor del podium que culminaba con Bastianini cazando al líder sobre la misma línea de meta (sólo les han separado 6 milésimas) y Migno peleando por la tercera posición con su compañero de equipo y el japonés. Al final, el pupilo de Valentino Rossi se iba al suelo en la última vuelta, lo que dejaba a Bulega y Ono luchando por la última posición del podium, que se ha decidido a favor de este último, aunque Dirección de Carrera ha decidido descalificarledespués de no cumplir con el peso mínimo moto-piloto y Bulega ha pasado al tercer lugar.

Además, con esta victoria, el italiano Bastianini se coloca segundo en la general del campeonato de Moto3 con 21 puntos de ventaja sobre Navarro. Emoción máxima que demuestra que, por mucho que un título ya esté decidido, en la categoría pequeña del mundial de motociclismo queda todavía mucho por decir.

Carmen Pérez Mulero

Periodista graduada en Periodismo y Comunicación Audiovisual por la Universidad Carlos III de Madrid. Apasionada por el mundo del motociclismo y la velocidad, en especial con todo lo relacionado con el mundial de MotoGP, y amante de las dos ruedas desde que me alcanza la memoria.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba