INDUSTRIA

Descubre como se creo el legendario Ford Mustang

nacimiento-ford-mustang-6

Tras la Segunda Guerra Mundial, Estados Unidos vivió las dos décadas más prósperas de su historia moderna. El automóvil era el símbolo del progreso, del poderío económico de una potencia que salió reforzada del conflicto mundial. Miles de kilómetros de carreteras, autopistas interestatales, arterias de una nación cuya adicción al auto era dominio público. Tras unos 50s cargados de diseño, llegaban los 60, más discretos y sencillos, pero sólo en apariencia. El Ford Mustang aguardaba su turno, en las sombras de un estudio de diseño.

A principios de los años 60, Lee Iacocca era el “capo” de Ford. Este visionario arriesgó su carrera profesional por un auto deportivo asequible, basado en una plataforma probada, con el objetivo de atrapar al público joven. Una idea entonces arriesgada, ya que el Ford Thunderbird – un biplaza orientado al mismo público objetivo – había tenido un rendimiento comercial decepcionante. Pero la idea siquiera estaba en la cabeza de Iacocca en 1961, cuando Ford presentó el Mustang I Concept. Apenas se parecía al pony car de apenas dos años después.

-Publicidad-

nacimiento-ford-mustang-7

Atentos a la imagen. Era un deportivo biplaza de motor central, pero no un motor cualquiera: ¡un motor de cuatro cilindros en V, de 1,5 litros y siquiera 100hp! Estaba refrigerado por dos radiadores laterales, a través de dos branquias. Estas branquias se convertirían años después en uno de los símbolos más icónicos del Ford Mustang. Este Mustang primigenio pretendía competir con los Chevrolet Corvair Monza, pero pronto primó la racionalidad: habría que usar una disposición de motor tradicional para no disparar los costes.

Fue entonces cuando Iacocca se dio cuenta de que Ford necesitaba un Thunderbird asequible, más práctico y que disfrutase del favor del público. Abandonó la idea de su deportivo de motor central y pensó en un auto de cuatro plazas, que emplease la plataforma del Falcon, uno de sus superventas compactos. Al mismo tiempo, debía ser atractivo y tener ciertas cualidades deportivas, pues el público joven lo demandaba. Tras la positiva recepción del comité interno de Ford, comenzó un concurso de diseño para el nuevo Ford Mustang.

nacimiento-ford-mustang-1

Todas las divisiones de diseño de Ford podían participar, y se les animaba a proponer soluciones innovadoras basadas en los parámetros especificados por Iacocca. El Avventura fue uno de las primeras propuestas, empleando una curiosa disposición de cuatro plazas en la que los ocupantes de la segunda fila miraban hacia atrás. En septiembre de 1962, aún nadie se había decidido por un diseño final. Fue entonces cuando Gale Halderman presentó su “Cougar”, un auto que era realmente parecido a lo que sería el modelo de producción.

El nombre Cougar terminaría pasando a Mercury – otra de las marcas de Ford Motor Company – pero el diseño de Halderman pasaría a la historia.Curiosamente, tenía a un puma en su calandra, en vez de a un caballo, pero era sorprendentemente parecido al auto de producción. En la época, con la excepción del Corvette, el Mustang estaba a la vanguardia del diseño y era tan sorprendentemente como hoy nos parece el Toyota Mirai – pero en el buen sentido, no se me malinterprete. Volviendo a los 60, comenzaba el desarrollo en serio del Mustang.

nacimiento-ford-mustang-2

Sólo demoraría 18 meses, un tiempo récord para la industria en la época, y un anticipo fugaz de las sinergias positivas del uso de plataformas compartidas. ¿Os suena la historia? En otoño de 1963, Ford volvió a mostrar al público un nuevo Mustang en forma de prototipo, en el circuito de Watkins Glen en Nueva York. Aunque el frontal era un tanto atrevido, la mayor parte del auto de producción estaba presente: la calandra con el caballo, la triple óptica trasera, las branquias laterales, las proporciones armónicas y refinadas.

El 17 de abril de 1964, tras su presentación en la 1964 New York World’s Fair, se pondría a la venta el Ford Mustang en todo EE.UU. como Model Year 1964½. Sus motores 4.7 V8 de 289 pulgadas cúbicas llegaban hasta los 275 hp. El resto, como se suele decir, es historia.

nacimiento-ford-mustang-5nacimiento-ford-mustang-4

Vía DiarioMotor

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba