F1

Sainz: «Quiero ser campeón del mundo»

f2014sainzrosso

Su objetivo es ser campeón del mundo

f2014sainzrosso

«Mi objetivo es hacerlo lo mejor posible en Toro Rosso para demostrar que puedo llegar a un equipo como Red Bull y ser campeón del mundo»

Se acabó llamarlo ‘junior’, ‘Carletes’ o ‘el hijo de’. El último fichaje del equipo Toro Rosso se llama Carlos Sainz y no tiene nada que ver con los rallies. Él es piloto de Fórmula 1 y este sábado aseguró que cualquier comparación con su padre será estéril. «Yo hago circuitos, voy a hacer F1, no tiene nada que ver con los rallies. Eso es lo bueno, no van a poder compararme con mi padre», aseguró el joven piloto madrileño.

Para él, el nombre es una anécdota, porque detrás de ese nombre «hay mucho trabajo y mucho sacrificio desde que era muy pequeñito en el karting, que es lo único que me han dado gratis a mí». Lo verdaderamente importante es la ambición que le mueve y las ganas que tiene de empezar a correr. «Queda mucho trabajo y muchas horas de viaje para llegar algún día a ser campeón del mundo. Ese es mi objetivo. No me basta con ser piloto de Toro Rosso y llegar a la F1, he venido para intentar quedarme», afirmó.

Para conseguir su objetivo no dudaría, si fuese necesario, en pasar por encima de Fernando Alonso, a quien idolatra desde niño y le agradece todo lo que ha hecho por él. «Lo de Fernando conmigo ha sido un cuento de hadas. Lo conocí con seis o siete años y lo veía como un dios. Me apoyó desde pequeñito, siempre que ha tenido la oportunidad ha hablado bien de mí y le voy a estar agradecido toda mi vida. Él también ha aportado su granito de arena para yo esté hoy aquí. Si hay que pelear con él en la pista lo haré como lo hago en las carreras de karts, con una sonrisa en la cara y mucho respeto», explicó.

«Si hay que pelear con Fernando lo haré como lo hago en las carreras de karts, con una sonrisa en la cara y mucho respeto»

Sainz desveló que Alonso fue uno de los primeros en felicitarlo tras el anuncio oficial de Toro Rosso. «Fernando me felicitó uno de los primeros. Yo también tengo que reconocer que se lo conté a él uno de los primeros en cuanto me enteré. «Se llevó una alegría tremenda», aseguró el campeón de las World Series, quien calificó la temporada que acaba de concluir como «un año duro», tanto que no termina de creerse que ya es piloto oficial de Fórmula 1.

«Sin este campeonato yo no estaría aquí. Toda la presión me la tuve que poner yo y he trabajado bien bajo presión. Me decía: ‘chaval, si quieres conseguir tu sueño tienes que ponerte las pilas’. Ha sido como una montaña rusa. Había momentos en los que me veía en la Fórmula 1 y otros en los que no. Ahora parece que finalmente sí». Por eso considera esta temporada como el principio de todo. «Ha sido un año clave. Mi carrera deportiva empezó en enero de 2014, es un punto de partida por los niveles de confianza que conseguido. Espero alcanzar esos niveles en la Fórmula 1».

El español, de 20 años, aseguró que 2015 va a ser un año complicado y que tendrá que demostrar muchas cosas en Toro Rosso, equipo filial de la escudería Red Bull. «Es difícil marcarse objetivos a corto plazo, dependerá de muchos factores. Intentaré aprender lo máximo posible. Llevo cinco años en el Red Bull Junior Team y lo que más me gustaría es hacerlo lo mejor posible en Toro Rosso para demostrar que puedo llegar a un equipo como Red Bull y ser campeón del mundo».

«A Verstappen y a mí nos tocará batirnos en la pista, que es la parte más divertida»

Su compañero de equipo, el holandés Max Verstappen, será su primer rival. «Ganar a tu compañero de equipo no es ningún secreto, es lo que intentamos hacer todos. Conocí a Max el domingo en Abu Dabi y estuvimos charlando una hora. Aunque parezca que hay tensión entre nosotros, no hay nada de eso. Primero nos tocará aprender mucho, después nos tocará ayudar a Toro Rosso a desarrollar el coche, y luego nos tocará batirnos el uno al otro en la pista, que es la parte más divertida», afirmó.

Por difícil que parezca, el campeón más joven de las World Series by Renault no será el benjamín de la parilla en 2015. Su compañero de equipo le gana por tres años. Verstappen, que cumplió los 17 hace sólo dos meses, batirá todos los récords de precocidad en la Fórmula 1. «Ya le he dicho a mi familia que tengo que afeitarme para parecer un poco más joven porque ahora con 20 años parece que soy mayor», bromeó Sainz.

El madrileño llevará el número 55 en su monoplaza, aunque confesó que hubiese preferido el de Vettel. «Desde muy pequeñito he llevado el 5 en el coche y siempre me ha ido bien, pero está cogido por Vettel. El 55 también está bien, es como capicúa con mi nombre [por las dos ‘s’ de Carlos y Sainz]. Son ideas que van surgiendo en los hoteles cuando estás aburrido», bromeó de nuevo.

Por: Marca

Marilyn Ramírez

Periodista de Grupo Puro Motor S.A desde 2014 en temas de Motocross. Grado académico: Bachiller en Periodismo y Licenciada en Producción de Medios.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba